Fisioterapia

Compasivo, va. (Del lat. compassus, que padece con otros).
     1. adj. Que tiene compasión.
Compasión. (Del lat. compassĭo, -ōnis).
     1. f. Sentimiento de conmiseración y lástima que se tiene hacia quienes sufren penalidades o desgracias.
Diccionario de la Lengua Española

De manera intuitiva podemos definir la "fisioterapia compasiva" como aquel conjunto de técnicas que empleamos en un paciente no candidato a recibirlas dado que no cumple los requisitos para obtener el beneficio que de su realización se derivan, pero que llevamos a cabo (asumiendo la definición de la RAE) por lástima y por las penalidades o desgracias que ese paciente ya ha sufrido y, con vistas a reducir, al menos psicológicamente, parte de ellas.

Esta podría ser una definición válida, natural, sacada de nuestra propia experiencia como fisioterapeutas, pero cometeríamos un grave error. Si queremos aplicar el término "fisioterapia compasiva" tal como se aplica a otras especialidades como la medicina o, mucho más comúnmente la farmacia (el medicamento compasivo), la acepción se deriva del inglés "compassionate exemption" y se aleja bastante del sentido bondadoso o altruista equivalente a la compasión. Indica su utilización terapéutica como excepción a la norma de uso general, en sentido amplio se puede entender como la utilización de un médicamento para fines no autorizados todavía, bien por encontrarse en fase de ensayo clínico no completado o no autorizada su distribución por la agencia competente de cada país (concepto estricto del uso compasivo) o bien porque se prescribe un fármaco/tratamiento comercializado y "legal" pero que va a ser utilizado en condiciones distintas a las autorizadas (esto último supera la definición estricta de uso compasivo).

Ciñéndonos a la legislación vigente en España sobre el uso del medicamento compasivo, el Ministerio de Sanidad publicó un Real Decreto el 19 de junio de 2009 regulando la disponibilidad de medicamentos en situaciones especiales. Básicamente permite el uso compasivo de medicamentos de investigación, es decir, la utilización de medicamentos que están en fase de ensayo clínico, tras informar previamente al paciente y siempre que no ponga en peligro su vida y no pueda ser tratado satisfactoriamente por otro medicamento autorizado. Un ejemplo de ello puede ser el caso de esta noticia.

Por tanto, el uso del término "fisioterapia compasiva" no indicaría la prescripción de técnicas fisioterápicas sobre pacientes que no van a obtener beneficio alguno de ellas, no al menos el beneficio físico que se espera de su aplicación. El posible beneficio psicológico o de satisfacción del paciente no queda recogido en ley ni decreto alguno y en toda aplicación fisioterápica debemos (lógicamente) remitirnos a la ley 41/2002 de 14 de noviembre Básica Reguladora de la Autonomía del Paciente y de Derechos y Obligaciones en materia de información y documentación clínica, que establece el derecho del paciente o usuario a decidir libremente entre las opciones clínicas disponibles.

Imagen intro: sunkkuw

Leer más...

Durante el último año, la asistencia sanitaria pública de la Comunidad de Madrid (SaludMadrid) ha visto nacer varias unidades de rehabilitación cardíaca en distintos hospitales públicos. Así el Hospital Universitario Príncipe de Asturias, Hospital 12 de Octubre, Fundación Hospital de Alcorcón, Hospital San Carlos y Hospital Universitario de Fuenlabrada, entre otros, se unen a la amplia experiencia de estas unidades en otros centros como el Hospital Ramón y Cajal o el Hospital La Paz-Cantoblanco.

Las unidades de rehabilitación cardíaca son unidades especializadas que, además de no pertenecer a la habitual cartera de servicios que ofertamos los fisioterapeutas (entre otros muchos profesionales del equipo interdisciplinar), suelen ser una de las grandes olvidadas frente a otras técnicas o patologías que tratamos cotidianamente, como son traumatología o neurología.

El programa de rehabilitación cardíaca puesto en marcha por la Comunidad de Madrid se centra en la cardiopatía isquémica (infarto de miocardio, cirugía de bypass y angioplastias) verdadera pandemia de los países económicamente mas avanzados, pero se realiza en la práctica totalidad de las enfermedades del corazón (tras cirugía valvular o congénita, insuficiencia cardíaca). El programa tiene una duración de 8 semanas para el paciente (y un proceso variable de varios meses de seguimiento posterior), y se asienta sobre distintos ejes de actuación:

    • Reentrenamiento al esfuerzo en el centro hospitalario. Este entrenamiento contempla al menos durante 3 días a la semana la realización de una tabla de ejercicios (de calentamiento, estiramiento y aumento de la frecuencia cardíaca inicial del paciente), el entrenamiento en bicicleta o tapiz rodante (por espacio de 15 a 50 minutos según estado y evolución del paciente) y una tabla de estiramiento posterior y de reacondicionamiento postesfuerzo. Todo esto con el grupo de pacientes completamente monitorizados, de forma que se registra continuamente la presión arterial, frecuencia cardíaca y saturación de oxígeno.
    • Reentrenamiento al esfuerzo fuera del centro: se pautan al paciente sesiones de entrenamiento 5-6 días a la semana con objetivos claros a cumplir en cada sesión, mediante marcha o bicicleta que pueden oscilar de 10 minutos a 2 horas (como siempre, según nivel y evolución del paciente), realizando un calentamiento previo, y monitorizando y registrando el paciente manualmente su frecuencia cardíaca tal como se le ha enseñado en el centro.
    • Programa educativo: Mediante charlas con el profesional adecuado (nutricionistas, cardiólogos, psicólogos, terapeutas ocupacionales, enfermeros, fisioterapeutas y médicos rehabilitadores) , dinámicas de grupo y turnos de pregunta-respuesta se tratan aspectos fundamentales para este tipo de pacientes: tabaquismo, dieta, nutrición, ejercicio físico, relajación, sexualidad, control del colesterol, cuidado de la diabetes, hábitos tóxicos y, por supuesto, insuficiencia cardíaca. Es recomendable que al programa educativo asista no sólo el paciente sino su familiar cercano de referencia (habitualmente cónyuge) para compartir el proceso de cambio (de estilo de vida) que entre los dos deben afrontar.
    • Apoyo psicológico: para aspectos donde se requieran refuerzos como la deshabituación al tabaco, disfunciones sexuales, etc.
       

Todo ello con la finalidad de mejorar la calidad de vida del paciente, su reinserción a la sociedad (y a la vida laboral siempre que sea posible) y la disminución o erradicación de los factores de riesgos y posibles complicaciones futuras.

Leer más...

Una impresora 3D es una máquina capaz de crear piezas o maquetas volumétricas en tres dimensiones a partir de las medidas y el diseño asistido mediante un ordenador (CAD). Es decir, parte de archivos CAD y genera una pieza en 3D, esto se ha venido utilizando tradicionalmente en el diseño industrial, en la construcción y por supuesto también en medicina. 

En nuestro campo, la Fisioterapia, su uso primordial es la creación de órtesis y prótesis de todo tipo. Los cascos para bebés con plagiocefalia que se llevan a cabo en muchas ocasiones se realizan mediante estos diseños y partiendo, lógicamente, de mediciones previas en el paciente. Asímismo las prótesis y ortesis de todo tipo se pueden fabricar de dos formas distintas tal como nos explican en el vídeo al final de este párrafo: partiendo de unos moldes iniciales que obtenemos directamente del paciente haciendo sus vaciados respectivos, o mediante la toma de medidas y la creación del diseño final asistido por ordenador. Por tanto, la creación de elementos en tres dimensiones partiendo de los ordenadores no es algo ni mucho menos novedoso.
 

http://www.youtube.com/watch?v=4IAcBtoRBAM

Imagen intro: Airwolf3D

Leer más...

Desde que comenzaron los estudios de Fisioterapia en España, no como especialización de enfermería, sino como diplomatura a finales de la década de los 80, y actualmente con la titulación de grado, es de las carreras cuyo cupo siempre se llena. El número de universidades españolas que ofertan los estudios de Grado en Fisioterapia es de, como mínimo, 47. Si nos tomamos la molestia (mejor con una hoja excel que hacerlo a mano) de sumar las plazas que ofertan, llegan a 3500 anuales, y eso sin tener en cuenta las 4 universidades que no facilitan esos datos para el estudio.

Fuente: http://www.forges.com

Sabiendo esto, analizamos ahora estas dos noticias de reciente aparición en prensa:

Imagen intro: Marca tu estilo

Leer más...

Que la especialización en Fisioterapia es algo necesario no podemos ni dudarlo. Los amplios campos de actuación de nuestra profesión así lo dictan: a las áreas más conocidas como son traumatología, fisioterapia deportiva, fisioterapia respiratoria o neurológica, se le unen (o más bien empiezan a ser más -re-conocidas) otras como fisioterapia cardíaca, pediátrica, reumatológica o vascular (incluyendo drenaje linfático); además de otras más discutidas: osteopatía, reflexoterapia, relajación u otras como la balneoterapia que han sido fuente constante de intrusismo profesional.

Dos cuestiones quiero enfrentar en esta entrada: la posición de las universidades a este respecto y, por otro, la de las empresas que han de contratarnos. Por un lado, las universidades parecen haber tomado el camino fácil, han abonado el campo de la educación con postgrados y cursos de experto que ya tenían en barbecho de años anteriores. Tan fácil ha sido el camino que sólo han tenido que subir tasas al tratarse de postgrados oficiales (con su diploma y todo), pero sin subir ni la calidad, ni el número de horas (por mucho que los documentos que nos den como alumnos así lo certifiquen) ni, por supuesto, variar los contenidos.

Fuente: http://www.forges.com

La especialización en fisioterapia y en cualquier otra carrera no debe comenzar una vez que se obtiene el título; aunque actualmente es la única forma de conseguirlo: hacer postgrados específicos y, si hay suerte, tener o encontrar un puesto de trabajo en el que te "encasilles" en ese tipo de labor. Y aun tratándose de una especialización real, no será una especialización oficial. Si los alumnos de la enseñanza obligatoria deben empezar desde edades tempranas (quizá demasiado) a decantarse por estudios "de ciencias" o "de letras", no es de recibo que un fisioterapeuta acabe su formación en grado con exactamente los mismos conocimientos en las mismas materias que todos sus compañeros de profesión.

Imagen intro: Mowito en DevianArt

Leer más...

Este fin de semana, han "asaltado" mi twitter tres noticias negativas sobre el uso del kinesiotape; y lo más alarmante, es que no se ha reducido a la parcela de fisioterapia que sigo desde Twitter, sino en los medios de información general en los que también me informo. Realmente es la misma noticia repetida con puntos y comas en tres medios distintos, y en cada repetición con mayor alcance y seguimiento por la población. El artículo original en esmateria, se repite exactamente igual en eldiario.es y más tarde en Antena3.com; probablemente, al cierre de esta entrada ya se haya "extendido" aún más. Es curioso que no cambien ni las fotos en los artículos (para no ser menos, incluimos la misma fotografía en esta entrada), ni una coma de sitio, pero no vamos a incidir en los problemas del periodismo actual, pues la crisis ya se ha cebado bastante en este colectivo.

Imagen intro: ProActitud

Leer más...

En cualquier campo de la ciencia, del saber y de la vida humana en general emergen rápidamente ideas que, aún no sabiendo su origen y en qué se sustentan, van adquiriendo vida propia, hasta tal punto que tomamos estas ideas como verdades universales que no precisan refutación (ni siquiera análisis). Así nacen los mitos, y la educación a distancia, como disciplina humana que es, no se libra de estos mitos. Veamos a continuación algunos de ellos:

    • En la educación a distancia por vídeo cuantos más fotogramas por segundo, mejor: Dado que los canales de TV en España emiten a 25 fotogramas por segundo (fps) existe la creencia generalizada de que ese es el estándar mínimo de calidad que podemos aceptar en cualquier retransmisión por vídeo, cuando no es cierto. El ojo humano, como mucho, puede distinguir entre 15 y 20 fps, por lo cual en un sistema basado en vídeo en el que además nos interesa comprimirlo lo máximo posible para que en su envío por internet no existan cortes ni retrasos, con menos fps conseguiremos una mayor calidad pues evitaremos esperas innecesarias al alumno y desagradables cortes o paradas en el streaming de vídeo. Incluso un índice de 10 fps puede ser adecuado en vídeos en los que los movimientos sean mínimos (tipo presentación de powerpoint).

Imagen intro: alwaysboardneverboring

Leer más...

Aunque cuando se habla de educación a distancia, en la actualidad, sólo parece existir como técnica de comunicación Internet, no siempre ha sido así, ni mucho menos. Internet lleva en nuestras vidas apenas 20 años, pero desde luego parece que es el medio propicio (y único) para los estudios a distancia.

Fuente: http://marielahernandezunahcasued17.wikispaces.com

Pues existen más técnicas que Internet, pero a excepción de la correspondencia por correo postal, todas las existentes y más utilizadas tienen también su máxima expresión en el medio de medios.

Imagen intro: IEQ Technology

Leer más...

La Unión Europea me obliga a advertirte de que este sitio web utiliza cookies. Si continúas navegando, aceptas su uso.